Buenos Días América- A24 me entrevistó

Antonio Laje me invitó a su magazine para hablar de una relación muy especial, la de los perros y los gatos.

Este es el noticiero de A24, uno de los canales de televisión y programas con mayor audiencia en Argentina. Su producción me llamó ayer y hoy, Día de la Bandera, a las 08:15am estábamos saliendo en vivo con Eros. A raíz de un vídeo con casi 2M de visualizaciones en Twitter, de un perro y un gato, en esta oportunidad me invitaron a hablar acerca de la relación de estas especies.

Como perro y gato

Como el tiempo de la televisión vale oro y corre, te dejo en Dogfriendlytraveler.com más información acerca de lo que me ha preguntado Nacho (reportero) y Antonio Laje en Buenos Días América- A24 y otras recomendaciones que me hubiera gustado dar a conocer en este espacio televisivo.

  1. Cómo se maneja una convivencia entre un perro y un gato en un hogar? Se maneja de manera responsable. Todos los casos son diferentes y las pautas pueden ser distintas. Dependerá de la personalidad, educación, experiencias…

2. ¿Es posible la convivencia en un mismo hogar entre un perro y un gato? La idea de que por naturaleza se llevan mal es desmentida por la experiencia de los que conviven con ambas especies. Tanto es así que, lo confirma un estudio de la Univ. de Lincoln (UK), que reveló que el 80% de la convivencia ha sido amistosa. Hay otros datos interesantes como que, el 57% de estos gatos mostró gesto agresivos contra los perros y el 18% de los perros amenazaron a los gatos.

Es vital respetar a cada especie y cubrir las necesidades de cada uno. Hay razas con más predisposición a esta relación. Resulta algo más complejo cuando son perros de presa. Es crucial que, durante el proceso de sociabilización en la etapa sensible (cachorro hasta 60 días) del perro sea lo más rica posible. Conviene presentarle en esta etapa a otros animales, personas y estímulos (pirotecnia, truenos…).

3. ¿Cuáles son los tips a tener en cuenta si tengo un perro y se suma a la familia un gato o viceversa? Para que se adapten recomiendo: gato: preparar zona con caja de arena (que no sea por donde suele pasar el perro o duerme), árbol rascador con cueva, cama de pared; perro: cama tipo igloo.

Etapa 1ª: Convivencia separados. Presentación mediante el olor. Intercambiar mantas. Etapa 2ª: Primera impresión es clave. Ambiente calmado. Siempre ayudarán las feromonas. El perro debe estar con la correa hasta que nos transmita seguridad y tranquilidad. Es necesario darles tiempo, jamás forzarles. Es clave que la asociación con el gato sea muy positiva (darle hueso, su comida favorita, jugar juntos a su juego preferido). Y reforzar lo que nos guste con gratificación social y premio. Estar presentes durante las interacciones y, con el paso de los días, siempre y cuando transcurran favorablemente, dejar de hacerlo gradualmente .

La observación es clave. Conviene hablar lo justo para no motivar más aún el nerviosismo o la frustración. Separarles cuando les dejamos solos hasta cuando sea necesario. Comida: primero servirle al que estaba antes y al gato dársela en altura. El perro no debe comerse la comida del gato, es grasa y puede ocasionarle serios problemas digestivos. En cuanto al cariño, debe brindarse por partes iguales. Sin duda, como nos revela el estudio mencionado, algún día ellos también pueden llegar a ser buenos amigos.

4.¿Si un perro convive bien con un gato en su casa, significa que puede convivir con cualquier gato? Que se lleve bien con Garlfield no significa que el perro vea con los mismos ojos a los demás gatos. Este es otro motivo por el cual es importante la tenencia responsable, llevar siempre al perro con correa.

5.¿Qué lectura hay que hacer de los gestos de ambos animales para saber si están teniendo una buena convivencia? Un ejemplo de una relación ideal es el vídeo de Twitter que hemos visto casi 2M pero, también puede pasar que se lleven “como perro y gato”. El gato suele imponer las condiciones. Las razones podrían ser evolutivas: la domesticación perro comenzó hace 33.000 años y la de los gatos apenas 5.000. Cito a Konrad Lorenz, Premio Novel de Medicina (1973), el gato cambio muy poco (o nada).

Importante: Si aparecen conductas que no nos gustan como: miedo/ fobia, estrés, agresividad, bufidos, pues entonces será necesario que la familia pida ayuda a un veterinario etólogo.

¿Qué te ha parecido la entrevista en A24? Déjame aquí debajo tus impresiones, me encantará leerte.


Texto: Christian Oliva-Vélez

0 comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Escrito por Dog Friendly traveler

Me llamo Christian Oliva-Vélez, llevo 6 años viajando con Eros y estudiando el mundo del can. Como lo bueno se comparte, desde el año 2014 ofrecemos nuestro contenido gratuitamente en la Web de Dog Friendly traveler®, emprendimiento original, único e incomparable.

Publicado el Jun 20, 2022

También te puede interesar…

Renfe: proyecto piloto dog friendly

Renfe: proyecto piloto dog friendly

Renfe y Nestlé Purina están en boca de todos y yo, como experto viajero con perro y en posicionar empresas, doy mi opinión sin pelos en la lengua

Tu privacidad es importante para nosotros Este portal Web de Dog Friendly traveler® únicamente utiliza cookies propias con finalidad técnica, no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios sin su conocimiento. Puede gestionar las preferencias de privacidad haciendo clic en Configurar. Sin embargo, contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas a Dogfriendlytraveler.com que usted podrá decidir si acepta o no cuando acceda a ellos.Para dar su consentimiento para el uso de Cookies y acceder al sitio, pulse el botón Aceptar.    Política de cookies
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: