El Mercado de Bolhão, el más antiguo de Oporto, se reforma

Oporto Tripeiros volviendo del mercado.

Visitar los mercados resulta muy interesante, una manera única de conocer una cultura y su gente. El de abastos de Oporto ha cerrado y se convertirá en la nueva dirección de la gastronomía.

Llovía. Condujimos por la Avenida de los Aliados hasta la Rua Fernandes Tomás. Aparcamos, estábamos en la Baixa de Oporto, en su zona más céntrica. Eros se quedó en el coche con nuestra guía. Buscando lo auténtico, tuve la suerte de conocer el Mercado de Bolhão antes de que cerrara. Los inicios de esta plaza se remontan al año 1837 y fue reformado por primera vez en 1914. Ahora está siendo transformado, cerró al día siguiente de mi visita —qué suerte tuve—. En el año 2020, el Mercado de Bolhão volverá a abrir sus puertas para convertirse en un neo-mercado donde se lucirá la gastronomía lusa.

Mercado de Bolhão
Durante el último día del antiguo mercado.

En este escenario de decadencia circulaban tripeiros (locales) y curiosos comprando artesanías, flores, frutas, pescados y otros productos. La mayoría de los vendedores parecían abuelos encantadores —cuánto habrán visto en su patio y bajo su techo neoclásico—. Me siento afortunado, conocí uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad y disfruté de su espíritu antiguo, de su esencia —el ánimo que se respira en los mercados es único—.

David, nuestro fotógrafo, compró una cartera de corcho para su mujer y yo, una fruta. Al salir, me cautivó el pequeño altar dedicado a Nossa Senhora da Conceição, verdadera reina y patrona de Portugal. No le faltaban flores frescas pero, también había velas esotéricas; desconozco lo que indican.

Mercado de Bolhão
Nossa Senhora da Conceição.

Se come tan rico en Oporto. Sin duda, con este legado, Bolhão se convertirá en el nuevo destino gastronómico de Europa. En el próximo post, mis tiendas favoritas: ¡no te lo pierdas!


Texto: Christian Oliva-Vélez
Fotos: David Suárez